Villavicencio y la gasolina más cara

Villavicencio y la gasolina más cara

Gran inconformidad ha generado la nueva tarifa establecida para la gasolina en la capital del Meta, punto de entrada al departamento con mayor producción de hidrocarburos en el país.

Entrando en vigencia desde el 6 de febrero de 2021, Villavicencio y otras 12 ciudades principales de Colombia, recibieron una nueva regla tarifaria para el cobro de la gasolina y el ACPM, dejando a la capital del Meta como la ciudad con el valor más costoso. Esta situación ha causado gran inconformidad en varios sectores, por cuenta de lo injusto que parece este incremento.

Según la resolución 40023 del Ministerio de Minas y Energía, en Villavicencio el precio del galón de gasolina quedó en 8.747 pesos, seguido por Cali con $8.663, Bogotá con $8.647, Manizales con $8.628 y Pereira con $6.609, en los cinco primero lugares.

Los precios ya habían subido con la resolución 417 del 29 de diciembre de 2020, provocando que en un lapso de poco más de un mes, la gasolina pasara de $8.547 con un aumento del 2.29%. Mientras que el ACPM pasó de costar $8.465 a $8.615, con un porcentaje de aumento del 1.74%, lo cual ha generado gran incomodidad en ciertos sectores.

Uno de los argumentos que acompañan las voces de inconformidad se basa en que el departamento del Meta es el mayor productor de hidrocarburos en el país, por lo que es injusto que la entrada a este territorio tenga el máximo valor, siendo este el territorio de donde se extrae la materia prima.

La Cámara de Comercio de Villavicencio envió un oficio al ministro de Minas y Energía, Diego Mesa, en donde le piden que tome medidas que no afecten a la comunidad y a las empresas, evitando así posibles problemáticas de orden público en el territorio.

Adicionalmente, la CCV, en el oficio firmado por Marly Paola Trujillo Riveros como representante legal suplente y por Henry Walter Palma Becerra, presidente de la Junta Directiva; se le solicitó reevaluar la fórmula que se empleó para calcular los precios, sin desconocer la situación que se vive actualmente en la región. Además le enviaron dos propuestas para que las evalúe:

Por un lado, que disminuya la tarifa de los precios de los peajes de los vehículos que transportan combustible hacia Villavicencio. Por otro lado, mantener las tarifas de frontera para Villavicencio mientras se sigue llevando a cabo el proceso de reactivación y recuperación económica de la región.

De otra parte, Willinton García, conductor de transporte de alimentos, aseguró que es necesario pensar más en la comunidad. “Nosotros nos vemos afectados con los precios más caros, molestando también a los clientes porque todo se pone más caro”.

Para Llano SIE7EDÍAS, el Ministerio de Minas y Energía emitió una respuesta sobre por qué Villavicencio tiene la tarifa más alta, diciendo:

“Debido a que Villavicencio generalmente se abastece desde la ciudad de Bogotá, el transporte de los combustibles líquidos desde la planta de abastecimiento hasta las estaciones de servicio incrementa el costo. Además, Villavicencio está amparada bajo la norma de libertad vigilada, por lo que las estaciones de servicio pueden fijar libremente su precio. Sin embargo, la SIC tiene a su cargo la vigilancia y control para que estos precios no sean excesivos y afecten al usuario final”.

De esto se puede generar la necesidad de que se haga una vigilancia en las estaciones de servicio para determinar si realmente se están acogiendo a esta nueva tarifa, si la incrementaron o si la dejaron como estaba anteriormente.

“Hoy no es incomprensible, cómo los llanos orientales, despensa agrícola y energética del país, donde están los yacimientos más grandes de crudo, posee los precios más altos de combustibles y peajes, muy preocupante que se le impongan estas cargas al desarrollo de la región y se castiguen todas las actividades económicas en las que influyen estos factores, el resultado es simple, turismo más costoso, producción agrícola encarecida y las regalías no compensan estas cargas impositivas. Desde la ACC, unimos el reclamo al pueblo llanero, para que el estado solucione este grave problema y le regrese la competitividad que merece la región”, dijo Juan Carlos Bobadilla Secretario General de la Asociación Colombiana De Camioneros.

Contenido Relacionado