Volvieron los ‘piques’ ilegales a Villavicencio

Volvieron los ‘piques’ ilegales a Villavicencio

Por: Yéssica Salgado

La falta de escenarios deportivos y de recursos, han hecho que algunos jóvenes conviertan las avenidas de Villavicencio en un riesgo para todos, por causa de las carreras ilegales que desarrollan en diferentes vías de la ciudad.

Ruido, peleas y hasta streap tease se repiten todos los jueves después de las 9.00 de la noche en sectores como las glorietas de Amarilo, Okavango y el Corredor Ecológico, en Villavicencio, donde hombres y mujeres con motos de alto y bajo cilindraje se reúnen para realizar los denominados ‘piques’ ilegales o competencias clandestinas en la ciudad.

De acuerdo con las autoridades locales, estas carreras ilegales en su mayoría son convocadas por jóvenes a través de las redes sociales, con claves que solo ellos entienden y apoyados en las nuevas tecnologías, que, entre otras cosas, advierten de la presencia de las autoridades, por lo que es difícil encontrarlos en flagrancia en las vías, las cuales bloquean y convierten en improvisadas pistas de carreras.

Ante esta situación tan preocupante, Felipe Caballero, alto consejero para la Seguridad Ciudadana de Villavicencio, señaló que los ‘piques’ ilegales han convertido a las avenidas de Villavicencio en un riesgo para todos, motivo por el cual se han venido implementado varios operativos en las vías de la ciudad, cuyo objetivo principal es evitar que se desarrollen estas carreras ilegales.

 Hasta el momento, Caballero aseguró que estas carreras han dejado como resultado seis conductores sancionados en la última semana en la capital del Meta.

Sin embargo, y pese a estos resultados, Felipe Caballero reiteró que detener estas actividades se ha convertido en una tarea titánica para las autoridades locales, ya que estos eventos, que mezclan expresiones de irresponsabilidad y peligro, tanto para quienes los practican como para peatones y otros conductores que se ven sorprendidos por vehículos o motocicletas adaptadas para la ejecución de tales peripecias, se convocan a través de redes sociales, específicamente por Whatsapp, lo que genera una situación complicada para las autoridades a la hora de hacerle seguimiento.

O t r a situación que dificulta sancionar a los conductores que se ven envueltos en estas carreras clandestinas, es que estas sanciones las debe adelantar la Secretaría de Movilidad de Villavicencio. “Nosotros como Alta Consejería llegamos como apoyo de la fuerza pública, pero ahí es muy complicado el manejo del tema de contravenciones, ya que solo se pueden sancionar las conductas que estén contempladas en el Código Nacional de Seguridad y Convivencia Ciudadana”, explicó el funcionario.

Sin embargo, es importante destacar que las autoridades locales han logrado identificar tres actores principales, que son los autores de estas carreras ilegales en el municipio, entre los que se encuentran comerciantes del sector de motocicletas de la ciudad.

 “Con uno de ellos hemos tenido conversaciones y le hemos solicitado que se abstenga de realizar estas convocatorias. Pero no es solo este comerciante, hay otras personas que lo están haciendo, y están generando en torno a estos ‘piques’ ilegales un esquema de apuestas”, detalló Caballero.

 Para el funcionario, los ‘piques’ ilegales y un esquema de apuestas generan una situación más preocupante para las autoridades policivas y de movilidad del municipio, ya que se pueden registrar accidentes con más facilidad, porque lo que prevalece en este caso para los participantes de estas carreras ilegales es llegar a la meta como sea y en el estado que sea.

“Las personas que participan en estas carreras clandestinas, no están utilizando los elementos de protección adecuados, aunque la mayoría llevan cascos, pero estos elementos no son adecuados para realizar este tipo de actividades que son de alto riesgo.

Para eso están diseñados ciertos escenarios deportivos, que son las pistas de motociclismo, ya que ninguna de las vías de Villavicencio cuenta con las especificaciones técnicas ni viales para realizar esta actividad”, enfatizó Felipe Caballero.

 Además de hacer especial énfasis en la pesadilla en que se han convertido estos ‘piques’ ilegales en Villavicencio, el alto consejero precisó que esta situación está desgastando el servicio de seguridad del municipio, el cual está destinado para casos de hurto, microtráfico y homicidio, porque ahora las autoridades “estamos persiguiendo a estos jóvenes que no tienen nada más que hacer que arriesgar sus vidas”.

Estrategia

Ante esta preocupante situación, la Secretaría de Gobierno del municipio informó que la Administración local, en articulación con la fuerza pública, viene adelantando varios planes estratégicos con los que se busca minimizar estas actividades, entre las que se encuentran los más recientes operativos de movilidad, que se realizan en acompañamiento de la Policía Metropolitana.

“La Secretaría de Gobierno también viene liderando mesas de trabajo con los grupos de moteros de Villavicencio, que están llamando hacia la concientización para no participar de estos espacios, lo complicado es que las personas que acuden a estos eventos no tienen mucha afinidad con los g r u p o s de mot e r o s , que son los más c o n s i e n t e s sobre el peligro que representan estas carreras de velocidad ilegales”, indicó Felipe Caballero.

 Para finalizar, el funcionario les hizo un llamado a los jóvenes de la ciudad que asisten a estos ‘piques’ ilegales para que cuiden sus vidas y la de los demás actores que se ven inmersos en esas actividades de alto riesgo, ya que convirtieron un deporte extremo en algo violento.

Soluciones lejanas

Ante este panorama, Giovanny López, presidente de la Asociación de Motoclubes del Meta y Villavicencio y fundador de los Black Ángel, habló sobre la situación que se presenta actualmente en algunos corredores viales de la ciudad con motociclistas e indicó que los ‘piques’ se vienen realizando desde hace años en Villavicencio, por parte de diferentes clubes o integrantes de clubes moteros que están afiliados a la asociación.

 “Esas prácticas son deportivas, no de apuestas y se desarrollan en las vías de la ciudad porque desafortunadamente en Villavicencio no hay escenarios para realizar esta clase de prácticas. Sin embargo, desde antes de pandemia nosotros dejamos de realizar estas prácticas, por te[1]mas de bioseguridad y para cuidar nuestra salud, porque antes de eso nosotros mismos le avisábamos a la Policía cuando íbamos a realizar esas actividades”, explicó López.

 Con respecto a los escenarios para desarrollar estas prácticas, el presidente de los Black Ángel fue enfático en señalar que pese a que el Meta tiene una liga de motociclismo, esta no funciona como debería, lo que hace que muchos corredores salgan a realizar prácticas ilegales en la ciudad.

 Así las cosas y teniendo en cuenta que estas carreras ilegales pueden generar accidentes tanto para quienes participan de ellas como para peatones y demás actores viales, el presidente de la Asociación de Motoclubes del Meta y Villavicencio dijo que “si tuviéramos un escenario donde podamos ir a realizar estas prácticas, no únicamente ‘piques’, sino también de motovelocidad, no estaríamos ocupando las calles”.

 Y es que pese a que en Laguna Viva se pueden desarrollar este tipo de actividades, López dice que ese lugar es privado y sale demasiado costoso para los moteros de la ciudad, “porque nosotros no tenemos cuatro millones de pesos para sacar ese sitio en alquiler y tampoco contamos con siete millones de pesos que pide la liga de Motociclismo del Meta para dejarnos desarrollar unos eventos de ‘piques’; entonces ahí es donde radica esta problemática, que no hay escenarios, pero ni la administración municipal ni departamental proponen que se construya una pista de motovelocidad para evitar estas prácticas ilegales en la ciudad”, manifestó Giovanny.

Con respecto al contexto actual en el que se están desarrollando los ‘piques’ en la ciudad, Giovanny López dijo que no están de acuerdo con esas actividades porque desafortunadamente han tomado un rumbo diferente al deportivo, que es el al que apoya el gremio motero de la ciudad.

 “La gran mayoría de personas que realizan estos ‘piques’ ilegales en la ciudad no pertenecen a clubes moteros, pero hay algunos que sí. Y a los que hemos identificado que participan en estas actividades, han sido expulsados de los diferentes clubes. Lo que queremos es evitar estas práctica en la ciudad”, precisó.

López añadió que por ahora están enfocados en las buenas prácticas del motociclismo y por eso le han solicitado al coronel Henry Ramírez, comandante de la Policía Metropolitana de Villavicencio, realizar algunos planes para darle una solución definitiva a los ‘piques’ ilegales, robo de motos, inseguridad y otros aspectos que se relacionan con los moteros de la ciudad, pero que no habido respuesta alguna de parte del coronel sobre estas solicitudes. “Para el coronel todo está resuelto y no está pasando nada en la ciudad.

Sin embargo, los ‘piques’ ilegales son un problema social, porque no solo se realizan en la vía Okavango, Amarilo y el Corredor Ecológico, sino en diferentes corredores viales de Villavicencio”, dijo el presidente de los Black Ángel.

 Para finalizar, López les hizo un llamado a las autoridades del municipio para bus[1]car estrategias y así evitar estas prácticas ilegales, ya que son muchos jóvenes de la ciudad los que las adelantan. A su vez, el presidente de la Asociación de Motoclubes del Meta y Villavicencio solicitó la construcción de un escenario deportivo para desarrollar estas prácticas de alto riesgo, a la vez que pidió hacer pública la liga de motociclismo del Meta.

“Que sea de moto- “ ciclistas para motociclistas”, expresó.

Contenido Relacionado