Así son las ayudas para pagar prima y ajustes para proteger el empleo

Así son las ayudas para pagar prima y ajustes para proteger el empleo

Todo un revolcón laboral llegó en la nueva tanda de decretos expedida por el Gobierno, a solo un día de concluir las facultades extraordinarias del presidente Iván Duque, dentro de la segunda emergencia económica establecida en medio de la pandemia.

Y aunque se trata de varias medidas, el Ministro del Trabajo, Ángel Custodio Cabrera, al preguntársele sobre cómo garantizar que no se trata de una reforma laboral por decreto, recalcó que todas son temporales, debido a la pandemia, por lo que cualquier cambio de fondo tendrá que ser materia de legislación ordinaria ante el Congreso.

“Si la pandemia se acaba toca ir al Congreso de la República. Por eso la otra semana vamos a crear la Misión de Empleo y ahí se tocarán esos temas”, insistió.

Las decisiones, anotadas en varios decretos (770 y 771) y en la circular 041 del 2 de junio, contienen directrices para la aplicación de turnos laborales en el contexto del trabajo en casa; permiten el pago de la prima de junio a los trabajadores en máximo tres cuotas y aplazar el pago del valor de los dominicales, festivos y horas extras; transforman temporalmente el subsidio de transporte en auxilio para la conectividad; disponen de recursos para otorgar más subsidios al desempleo y aclaran las reglas de juego para el trabajo en casa.

Según Cabrera, las medidas de ayuda y los ajustes aplican solamente durante la emergencia sanitaria, y, en el caso del subsidio a la prima, al igual que con los otros apoyos, se mantiene el principio de que están dirigidas a empresas cuyos ingresos se hayan bajado en mínimo 20 por ciento.

El subsidio a la prima cobijará a 2 millones de trabajadores y le representará al fisco 500.000 millones de pesos.

En el caso del subsidio al desempleo, las disposiciones apuntan a cubrir 60.000 cupos, adicionales a los 90.000 que ya están en curso, lo que se financiará con recursos de las cajas de compensación, sin que la cifra pare allí.

Sobre el manejo de los turnos laborales, la intención de la estrategia es promover el aislamiento social para proteger la vida de las personas y a la vez permitir la operación de las empresas que requieren que la mano de obra esté en actividad presencial. En consecuencia, se podrán organizar las jornadas de manera que el trabajador pueda repartir las 48 horas semanales en 4 días, lo que disminuirá su exposición en el transporte público o en los sitios de trabajo.

Contenido Relacionado