Una ciudad compacta, moderna, que preserve el patrimonio público

Una ciudad compacta, moderna, que preserve el patrimonio público

El Plan de Desarrollo Municipal de Villavicencio que avanza en debate en plenaria del Concejo municipal, implementará instrumentos y mecanismos efectivos de organización, gestión y control de la ocupación del suelo, invirtiendo en la rehabilitación del espacio público, la protección del corredor ecológico del municipio, la construcción de vivienda y la oferta de servicios públicos de calidad para todos los ciudadanos.

El crecimiento urbano ha transformado las dinámicas de Villavicencio, cambiando las necesidades de infraestructura, movilidad y economía, conceptos básicos que deben ser prioritarios en el desarrollo de la planificación urbana.

Estos aspectos fueron identificados en las Escuelas de Ciudad, en donde la falta de agua es el segundo mayor problema que aqueja a Villavicencio, una ciudad que, paradójicamente, está localizada en una de las áreas con mayor oferta hídrica: el piedemonte. Otros problemas mencionados frecuentemente por las voces de la ciudadanía, y que serán abordados fueron la falta de planificación urbana, alcantarillado, vivienda, movilidad y servicios públicos.

A su vez, la capital del Meta está dentro de las ciudades con graves problemas de crecimiento y definición del límite urbano, separación de la ciudad y el campo, vivienda, comercio, industria y equipamiento según informe del 2015 de FINDETER, problemática que acrecentó la desactualización catastral urbana y rural, situación que afecta las finanzas del municipio.

El índice de espacio público efectivo por habitante en la ciudad de Villavicencio es de 2,61m2/hab, indicador que, a pesar de estar por arriba de la media nacional, se encuentra todavía muy lejos del valor presentado reglamentariamente en el artículo 14 del decreto 1504 de 1998, por medio del cual se establece un espacio público efectivo mínimo de 15m2 por habitante, una necesidad sentida por generar más espacios públicos como parques y zonas verdes que sirvan a los habitantes como espacios de esparcimiento.

El municipio no cuenta con un sistema óptimo de transporte público, el parque automotor es en su mayoría antiguo y carece de algún tipo de adaptación para uso por personas con necesidades especiales, la malla vial se encuentra en mal estado y es insuficiente, generando aumento en el tiempo de desplazamiento y accidentes viales.

Frente a este diagnóstico en el documento general del PDM se establecen acciones que buscaran mitigar las diferentes problemáticas como transformar la movilidad con un servicio público moderno e inclusivo a partir de la estructura técnica, legal y financiera para inversiones e implementación de la fase uno del Sistema Estratégico de Transporte Público (SETP), la revisión del Plan de Ordenamiento Territorial (POT), la implementación del catastro multipropósito y la articulación de los municipios del Piedemonte en una asociación, dinamizando diversos sectores económicos y sociales.

Otro de los aspectos más destacados será el Plan Maestro de servicios públicos domiciliarios, en el que estará como pieza clave los gestores de acueductos comunitarios quienes contarán con cooperación y prestación en recaudación de fondos. En esta misma línea, está la formulación del esquema de prestación de servicio de alumbrado público por parte de la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Villavicencio. Al igual que en movilidad, terminarán tal y como están diseñadas las concesiones de Sertravi y zonas azules. Según datos Estudio de Huella Urbana los barrios de invasión suman 86 hectáreas, barrios que se ubican en terrenos inestables, en riesgo de desastres y altamente peligrosos y habitados por familias en condiciones de extrema pobreza, factor que impulsa a la administración municipal en la construcción de un programa integral de reasentamiento de familias en zonas de riesgo no mitigable a partir de la elaboración de documentos de estudios técnicos de ordenamiento territorial para la gestión del riesgo.

 El Parque Metropolitano se mantiene como uno de los proyectos estratégicos en materia de biodiverciudad, un escenario de 21 hectáreas que se convertirá en un pulmón de esparcimiento, cultura, deporte y recreación.

 Vendrá la modificación de Villavivienda con una transformación empresarial que tendrá el propósito de identificar, promover, gestionar, gerenciar y ejecutar proyectos integrales de desarrollo y renovación urbana e inmobiliaria, así como la formulación de un Banco de tierras, la implementación de estrategias para que empresas del sector privado adopte parques de la ciudad para su recuperación y mantenimiento, así como se plantea la recuperación y ampliación del espacio público de la ciudad.

Contenido Relacionado