Redacción 
Llano 7 días 

Fuente: Semana.com

Después de dar una dura batalla en Estados Unidos para esquivar su  extradición a Colombia, el exministro de Agricultura Andrés Felipe Arias fue enviado de regreso al país. A su llegado al país, Arias quedaría a disposición de un juez de ejecución de penas. 

La corte de apelaciones de Atlanta rechazó el pasado lunes la apelación que había interpuesto la defensa de Arias y en su pronunciamiento indicó que sí existe tratado de extradición entre Colombia y Estados Unidos, y dejó en manos del Departamento de Estado la decisión final. 

Arias, condenado por la Corte Suprema de Justicia de Colombia el escándalo de Agro Ingreso Seguro, era pedido en extradición y estaba detenido en una cárcel federal de la Florida mientras esperaba que la justicia de ese país decidiera su inmediato futuro. Desde que salió del territorio nacional, Arias y su defensa han argumenado que su caso no tuvo una segunda instancia. 

La realidad es que cuando Arias fue condenado, en 2014, los aforados como él solo tenían un chance ante la justicia. El sistema preveía una única instancia ante la Corte Suprema. Una sentencia de la Corte Constitucional obligó al país a crear la segunda instancia y el nuevo sistema comenzó a regir en enero de 2018, y no aplica para condenas proferidas antes como el caso de Andrés Felipe Arias y Agro Ingreso Seguro.

Agro Ingreso Seguro era un programa creado en 2006 por el mismo Arias y que había sido aprobado por el Congreso en pleno, con el objetivo de preparar a los agricultores colombianos, grandes y pequeños, para los Tratados de Libre Comercio que vendrían. El problema se creó cuando esos subsidios fueron recibidos por grandes agricultores que habían fragmentado sus predios para obtener más ayudas de las permitidas. 

El caso de Arias fue estudiado por la Corte Suprema que después de tres años condenó por dos delitos al exministro. El primero fue peculado por apropiación en favor de terceros y el segundo celebración de contratos sin el debido cumplimiento de los requisitos legales.

Lo último