Redacción

Llano 7 días 

Sin que haya pasado un mes desde que se inauguraron las nuevas obras de La Alameda en la Avenida 40, personas carentes de civismo y sentido de pertenencia han dañado parte de los trabajos de remodelación ejecutados. 

Sillas averiadas e infraestructura rayada o pintada, empañan ahora el esfuerzo realizado por la Administración Municipal para embellecer uno de los sitios más emblemáticos de la ciudad, por causa de quienes con actos de vandalismo afectan la imagen de ese atractivo turístico en la capital del Meta.

Las autoridades rechazaron este tipo de acciones antisociales e invitó a la comunidad para que haga buen uso de esta infraestructura y denuncie a los responsables de los daños causados, tanto en La Alameda de la Avenida 40, como en el Monumento al Cenit, donde destruyeron parte del encerramiento de la glorieta.

A este llamado se unieron usuarios de los sitios afectados, deportistas y ciudadanos de bien que ven con desazón la maldad de una minoría: “frecuentemente uso esta área para calentar y estirar antes de ir al gimnasio. Me parece muy mal que estén dañando las cosas y tan nuevas, esto lleva poco tiempo de inaugurado y me imagino que costó mucho dinero.  El mensaje es que cuidemos estas cosas que son de todos», dijo Julián Castañeda, peatón de La Alameda.