Redacción 

Llano 7 días 

 

El Clembuterol también es usado para que los bovinos aumenten su masa corporal, sin embargo, si no es bien aplicado, puede traer complicaciones para la salud humana

Según la Rae, el clembuterol (clenbuterol en inglés) “es una sustancia anabolizante usada para el engorde artificial del ganado”, pero también para el dopaje de deportistas. No obstante, este no es su único uso. Es un fármaco broncodilatador, un anabólico y también un adelgazante producto de sus propiedades termogénicas.

La Asociación de Ganaderos de Puerto López (Asogan) publicó que este anabólico puede tener efectos secundarios en la salud de las personas cuando su aplicación en los bovinos no es controlada.

Algunos de los síntomas que puede provocar en los seres humanos, producto del consumo de la carne de vaca que tiene aún esta sustancia son: dolor de cabeza, nauseas, taquicardia, dolor de pecho, incremento de la presión sanguínea, nerviosismo, boca seca, infartos, entre otros. Actualmente, el conjunto de estos efectos provocados por el consumo del clembuterol no ha sido identificado como enfermedad.

Para reducir estos efectos, el clembuterol debe ser completamente metabolizado en el bovino antes de la venta de su carne o antes del consumo humano. Según Asogan, la sustancia permanece 56 días en el hígado del animal y en los riñones e intestinos, 28 días.
No obstante, la espera del proceso metabólico no se cumple por parte de los ganaderos o comerciantes, ya que precisamente requiere de un largo tiempo.

El médico veterinario, Jaime Arango afirmó a Llano7días que el clembuterol es una droga que tiene «una influencia muy pequeña en Colombia». Por su parte, la veterinaria zootecnista, Dora María Vélez, explicó que esto se da porque no hay un control sobre esta sustancia en el país. Además, el medicamento está prohibido, según lo confirmó Eduardo Arias, gerente del Comité de Ganaderos del Meta.

Como se dijo anteriormente, el Clembuterol no solo es usado para el desarrollo artificial del ganado sino que es utilizado para el dopaje, como un fármaco para tratar el asma bronquial, la bronquitis asmática y la bronquitis espástica. De igual forma, se usa como medicamento para perder peso, puesto que provoca la pérdida del apetito.

En Europa, el uso del clembuterol en animales para acelerar su crecimiento muscular está prohibida y la Agencia Mundial Antidopaje (AMA), también adoptó esta medida contra el anabolizante en los deportistas.