Manolo Torres

Periodista 

 

Los investigadores también exploraron las zonas de los ríos Duda y Losada en el departamento del Meta

Desde que se firmaron los acuerdos muchas zonas del Meta pasaron a estar libres del conflicto armado, sobre lugares selváticos en donde existían campamentos de las Farc. Lo anterior ha permitido que los académicos de las ciencias naturales y la biodiversidad, desarrollen expediciones científicas en el departamento en estas zonas que eran inexplorables hasta hace algunos años.

Un estudio que realizó el Instituto Alexander von Humboldt con el apoyo de Parques Nacionales Naturales Sierra de La Macarena y Tinigua, reveló que hay 11 posibles nuevas especies de peces, las cuales aún se encuentran en proceso de validación para verificar que no sea una especie ya identificada.

La exploración se llevó acabo en el año 2018 en las aguas del río Guayabero, del río Duda y del río Losada, los cuales forman parte de los PNN Sierra de La Macarena y Tinigua. Dentro de las 11 especies halladas allí están el Characidium sp, Creagrutus sp., Knodus sp, Paravandellia sp, Loricaria sp, Ancistrus sp, Imparfinis sp, Heptapteridae sp, Crenicichla sp, Andinoacara sp y Poecilia sp.

Por otra parte, hay cinco especies nuevas registradas para Colombia, diez especies son nuevas para la cuenca del río Orinoco, que además cuenta con 19 especies endémicas de las 22 que destaca el informe. También se registran 61 especies de peces de interés ornamental.

Sin embargo, un dato preocupante que arrojó el estudio es que hay 7 especies de bagres que se encuentran amenazadas por explotación comercial, Los especímenes están en condición de vulnerable.

En cuanto a la exploración científica de la flora, la Jefe del Parque Nacional Sierra de La Macarena, Olga Lucía Ruiz Morales, explicó que se han realizado pocos estudios hasta el momento sobre la vegetación pero ya tienen proyecto realizar otra expedición para el mes de octubre, gracias a un convenio firmado por el director de la territorial Orinoquía con el Instituto Amazónico de Investigaciones Científicas SINCHI.

La caracterización de los ecosistemas se desarrollará en las partes altas de la Sierra de La Macarena, así como en la selva del Parque Tinigua y La Macarena. Los expertos de las áreas protegidas señalan que aún quedan muchas zonas por explorar y buscan analizar las etapas de sucesión de la vegetación en donde los bosques han sido destruidos o donde hay selvas en proceso de recuperación.

Ruiz Morales también indicó que estas expediciones científicas permiten diseñar los modelos de restauración ecológica que trabajan con los campesinos en las áreas protegidas. De esta forma logran identificar qué especies aportan beneficios para el Parque y para las poblaciones.