El 2019 comenzará con un retraso en los ingresos de la Universidad.

Juan Fernando Alzate

Periodista 

La anormalidad académica de este semestre va a causar un impacto financiero considerable en la Universidad de los Llanos para el 2019, porque el ingreso delas matrículas de los estudiantes no va a llegar a principios de año, comoocurre normalmente, sino tres o cuatro meses más tarde. Así lo admitió el rector encargado de la Unillanos, Pablo Emilio Cruz.

 “Ya no vamos a recibir en febrero el rubro de matrículas de los estudiantes, ni de los de primer ingreso ni de los otros. Estaríamos recibiéndolo a mediados de abril o mayo, cuando sea la matrícula para el primer semestre del 2019, y eso nos va a causar un hueco tenaz en el presupuesto”, dijo Cruz.

Todavía no se sabe cuándo va a reiniciar el semestre en curso, aunque la directiva de la Universidad puso sobre la mesa la propuesta de reiniciarlo el lunes 14 de enero. En general, las cuentas indican que se han cursado diez semanas de clase del semestre actual y que faltan siete semanas para poder terminarlo.

“Ya no vamos a recibir en febrero el rubro de matrículas de los estudiantes» . Pablo E. Cruz Rector (e) Unillanos

 Vale la pena recordar que son varias las universidades públicas de todo el país que están en una situación similar, a la espera de los resultados de las negociaciones entre los representantes de los estudiantes y el Gobierno Nacional. Elecciones Para mañana está establecida la elección del nuevo rector de la Unillanos, que se tuvo que postergar varias semanas por una recusación presentada por Jairo Iván Frías que la Procuraduría negó.

Sin embargo, como explicó el asesor jurídico de la Universidad, Sergio Iván Muñoz, podría haber acciones particulares que suspendan nuevamente el proceso. “Es un hecho incierto, dentro de la planeación institucional están los tiempos y están las garantías dadas, pero es un tema que depende también de actores externos y de instancias judiciales.

Si alguien,nuevamente como en los demás procesos, cree tener un derecho vulnerado podrá iniciar acciones de tutela o un mecanismo que eventualmente pueda suspender el proceso”, dijo Muñoz.

37 millones de pesos es lo que le faltaría recaudar ala Unillanos por la estampilla, según sus directivos.

Las que sí están suspendidas de manera indefinida son las elecciones de los decanos de las cinco facultades de la Unillanos, porque los estudiantes de cada facultad deben tener el derecho de poder participar. Por esa misma razón tampoco se ha podido realizar la elección del representante de los estudiantes ante el Consejo Superior.

Los que ya eligieron a sus representantes, que comenzarán el periodo institucional a partir de enero, son el sector productivo, los profesores y los egresados. Estampilla De acuerdo con información oficial de la Universidad, hasta octubre de 2018 se habían recaudado más de 89 mil millones por concepto de la estampilla Unillanos, que proviene de un porcentaje de las obras contratadas por la Gobernación y tiene un límite de 100 mil millones de pesos.

 No obstante, desde la Universidad aseguran que la normatividad exige valorar ese ingreso con base en los precios del año 2006, por lo que el recaudo de la estampilla sería de 62.900 millones de pesos, lo que indicaría que la Unillanos tiene espacio para recaudar todavía, por concepto de estampilla, más de 37 mil millones de pesos.