María Fernanda Guerrero

Periodista 

 

El viceministro de Infraestructura dijo que los derrumbes en otros sectores de la vía no representan una amenaza a la apertura y desmintió que la carretera se abrirá la próxima semana

El pasado lunes, Coviandes dio aviso de los derrumbes presentados en los kilómetros 66 + 700 en Oro Perdido y en el Km 39+200 sobre la vía que conduce a Bogotá. Esto generó especulaciones entre los colombianos en torno a que estos podrían afectar la apertura de la vía en este mes. Sin embargo, el gerente de la vía al llano, Manuel Felipe Gutiérrez dijo a Llano7días que “no es un factor que nos esté generando una imposibilidad de abrir la vía al Llano”.

“Lo que nosotros tenemos previsto para estos sitios es hacer la remoción absoluta de los derrumbes y poder dar vía en las condiciones adecuadas”, detalló el viceministro.

De otro lado, ante la información que se ha difundido en redes sociales y en medios de comunicación de la apertura de la vía la próxima semana, Gutiérrez aseguró que “no es verdad” y reiteró que no darán fechas hasta el momento.
“Hay que aclarar que, inicialmente solo vamos a abrir a vehículos de carga pesada”, agregó.

Ante la falta de fechas, Gutiérrez afirmó que “este mes tenemos previsto hacer la apertura de la vía, a menos de que se presente algún factor exógeno que lo retrase. Pero en condiciones normales, sí, en este mes tenemos previsto la vía para vehículos de carga”.
Según el viceministro de Infraestructura, ya se tiene lista la base y la subbase para iniciar el proceso de pavimentación, pero por las condiciones climáticas de los últimos días no han podido comenzar.

De igual forma, agregó que “una vez esto, se va a poner un sistema de protección y vamos a crear un protocolo, medidas de seguridad para darle paso a la carga”. Este lunes, tuvo una reunión con todos los gremios de camiones para informales lo que se prevé para este sector, con el fin de que puedan transitar en condiciones de seguridad.

“Hemos tenido unos puntos donde sí ha caído material pero se levanta con facilidad”, indicó Gutiérrez. Además aseguró que estos hechos son usuales “pero una situación como el del kilómetro 58 si tiene un tratamiento diferente, por lo demás, el corredor está en capacidad de operar normalmente”.