Pitingles y cometas

Todos los años hemos esperado el veranillo de agosto para elevar pitingles y cometas. En el 2019, el invierno no lo permitió y miles de jóvenes y artesanos se quedaron con su producto y en el 2020, ni la pandemia ni el invierno, facilitaron que tal espectáculo se viera, se gozara.