Redacción digital 
Llano 7 días

Foto tomada de EL TIEMPO.COM

La información que entrega Caracol Radio es que la Fiscalía “halló responsabilidad de algunos médicos por la muerte del periodista”, y que a estos profesionales el ente acusador les imputará cargos.

La Radio Nacional de Colombia complementó este anuncio y dijo que son tres médicos tratantes del Hospital de Engativá y de la Clínica General de la 100, a quienes les imputarían el delito de homicidio culposo el próximo jueves.

Este medio, además, cita la declaración de un abogado al que identifica como el representante de la familia de la víctima, Orlando Ladeutt:

“Son tres médicos; un radiólogo y dos médicos generales. La Fiscalía nos informó que serán imputados por homicidio culposo pues las investigaciones determinaron una falla en la atención y por consiguiente una omisión”.

Los dos medios recuerdan que el periodista Mauricio Orjuela falleció el pasado 18 de agosto por una peritonitis y que su familia denunció negligencia médica, ya que aunque la víctima fue atendida en el Hospital de Engativá solo recibió “unos calmantes” y fue dada de alta, el 23 de julio.

Como la salud de Orjuela siguió deteriorándose tuvo que acudir a la Clínica General de la 100, en donde el médico tratante ordenó tres días de hospitalización (7, 8 y 9 de agosto). El 13 de agosto Orjuela volvió a esa clínica, según la madre en grave estado de salud.

“Ya estaba muy mal. Lo hospitalizaron y el 15 de agosto le practicaron otra cirugía. Lo ingresaron a la UCI (Unidad de Cuidados Intensivos) para operarlo nuevamente el 17 de agosto y durante esa última intervención presentó múltiples paros cardiacos hasta que falleció”, agregó la madre del periodista, citada por la Radio Nacional.

La Procuraduría adelantó una investigación sobre el caso y encontró “hallazgos por presuntas irregularidades en la atención del periodista Orjuela”, pruebas que remitió a la Superintendencia de Salud y al Tribunal de ética Médica.

“Dentro de las acciones adelantadas por el Ministerio Público se habrían encontrado evidencias que permitirían indagar sobre posibles fallas administrativas en la E.S.E. Hospital de Engativá, al no contar con los suministros que permitieran hacer el examen de imagenología (TAC), para prestar un servicio oportuno”, dice el documento.

El organismo de control también halló que la Clínica General de la 100 “habría incumplido con la atención en salud, frente a la oportunidad, acceso, pertinencia, continuidad y seguridad prestados a Orjuela”.

La Procuraduría advirtió, además, que la EPS Medimás “presuntamente incumplió” con la evaluación oportuna y seguimiento al paciente, y que tampoco “habría activado los procedimientos de verificación frente a la prestación de los servicios integrales, lo que habría generado dilaciones que posiblemente incidieron en el deterioro de salud de Orjuela Bernal”.

Lo último